lunes, 11 de junio de 2012

                                    POEMAS FUGACES

Naces con la pureza impregnada y con piel de suave porcelana.
Avidez de vivencia en la boca, placidez saciada, y ya descansas.
Ternura amanada sutil trepa, por mi piel escamada y desandada.
Mueres de la misma forma, sigues el ciclo contínuo,
vacías tu alma de nuevo pero respetando el poso,
que se unirá al anterior aumentando su grosor,
contínuo.
Naces y mueres y naces, densificando el sabor del sabio:
Eterno, eterno, contínuo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario